Tags: Comprar casa

Por fin te decidiste: llegó el momento de invertir en tu vivienda propia. Sin embargo, cuando ves los precios de los apartamentos te parecen inalcanzables y te desmotivas. ¡No dejes que eso suceda! Programando tu ahorro y organizando tus gastos conseguirás juntar antes de lo que piensas el valor necesario para pagar la cuota inicial de tu nuevo hogar y así estar más cerca de convertirte en propietario.

 

Así que si ese es tu objetivo, pongamos manos a la obra y veamos algunos trucos para ahorrar tu cuota inicial y poder comprar tu nuevo apartamento junto a Constructora Monserrate.

 

1. Sé consciente de lo que recibes y lo que gastas: Parece obvio, pero lo primero que debes tener en cuenta para empezar un ahorro es cuánto dinero te está ingresando cada mes y cuánto debes pagar. Así, el primer paso será analizar estas dos variables para ver que efectivamente estés en capacidad de guardar parte de tus ganancias sin dejar de responder a tus obligaciones económicas. Para hacer este ejercicio puedes optar por el método que te resulte más cómodo: una hoja de cálculo en Excel, un listado en tu aplicación de notas preferida o sencillamente papel y lápiz. Si te encuentras con que tienes valores prácticamente iguales en la columna de ingresos y gastos, tal vez sea el momento de que optimices la forma en la que inviertes tu dinero, y para esto te será muy útil nuestro siguiente truco.

monserrate-blog-trucos-para-ahorrar-tu-cuota-inicial-2

 

2. Minimiza los gastos hormiga: ¿No sabes qué es un gasto hormiga? ¡Seguramente por eso los haces tan seguido! Un gasto hormiga es el tipo de compra evitable que haces de forma frecuente y periódica, que suele tiene un valor individual bajo, pero que al sumarse a lo largo del mes puede representar un coste significativo en tu presupuesto. Un ejemplo de un gasto hormiga puede ser ese café que compras siempre de camino al trabajo, el taxi que tomas de vez en cuando para evitar tener que usar el bus o el metro, o el postre que te compras luego de un almuerzo con tus compañeros de trabajo. Si estás planeando ahorrar tu cuota inicial, un primer consejo que puedes aplicar es recortar las compras que no son fundamentales en tu vida diaria, como los gastos hormiga, y optar por soluciones más económicas, como llevar un café preparado desde casa para no tener que comprarlo en la calle, planear tus viajes diarios con tiempo para usar el transporte público que es más económico, y evitar el postre de vez en cuando para ahorrar unos cuantos pesos y calorías de más. De esta forma, todo el dinero que dejarás de gastar podrá irse directamente a tu fondo de ahorro, y así estarás juntando dinero para tu nuevo hogar prácticamente sin sentir la diferencia.

 

3. Programa tu ahorro: Para lograr un ahorro efectivo tienes que crear un método y apegarte a él, pues ser consistente es la clave que te llevará a ahorrar tu cuota inicial en el tiempo en el que esperas conseguirlo. Para ello, lo primero que debes entender es que guardar el dinero que te sobra a final de mes no es ahorrar. Por el contrario, tienes que convertir esta en una de tus prioridades financieras, por lo que deberías tratarla como tal. Así como separas el dinero para pagar tu factura de servicios públicos, internet o el celular apenas recibes el pago de tu sueldo, deberías hacer lo propio con tu ahorro. Cada quincena o cada mes, destina un porcentaje fijo de tus ingresos para ahorrar tu cuota inicial, de tal forma que estés sumando dinero de forma constante al fondo para comprar tu vivienda nueva. Además, esto hará que te sea más fácil proyectar por cuánto tiempo tendrás que ahorrar hasta que hayas alcanzado tu meta, pues si cada mes estás ingresando la misma cantidad en la cuenta, el cálculo del tiempo que necesitas para llegar al número deseado es tan sencillo como dividir la cifra total entre el valor de las cuotas que estás consignándote cada mes.

 

Si aplicas juiciosamente estos trucos, verás cómo en cuestión de meses estarás más cerca de obtener tu hogar soñado. Además, recuerda que todas las formas de ahorro son válidas, desde una alcancía hasta una cuenta bancaria o un CDT. 


Por último, para darte una idea de las opciones que podrías tener en cuenta para tu vivienda nueva, te recomendamos visitar la sección de proyectos de nuestro sitio web, para que conozcas toda la oferta inmobiliaria de Constructora Monserrate que espera por ti y tus ahorros.

Banner_1-9